Encuentra aquí las respuestas a lo que buscas

Democracia digital

Esta entrada corresponde a las clases de los días 24 y 25 de marzo, y como su propio título indica versaron principalmente sonre la relación entre medios, periodistas y ciudadanos.

El jueves, comenzamos a hablar de la planificación de la asignatura, comentando aspectos del examen y hablando de las próximas conferencias.

Lo primero que se señaló es que las nuevas formas de interactividad junto a la desintermediación o remediación que vivimos actualmente abren nuevos camino para la democracia.  Estamos inmersos en una crisis triple de la  democracia representativa, lo cual se pone de manifiesto con el déficit democrático, la democratización centrada en los medios y el profundo malestar ciudadano.

Al mismo tiempo surge la necesidad de reinventar la forma de hacer la política, así como la de elaborar la información o simplemente ser ciudadano.

Llegados a este punto, alguien en clase plantea la siguiente cuestión: ¿Qué tal si reorientamos el ideal democrático? Una posible reorientación sería hacia los movimientos sociales.

El profesor de Madariaga puso como ejemplo la brecha digital, ya que no todos estamos conectados, y mucho menos al mismo nivel. Se trata de ver cómo cambian las relaciones entre ciudadanos, medios y partidos políticos, llegando al estado actual de remediación.
En muchos casos se está cayendo en el error de creer que las Nuevas Tecnologías de la Información y la Comunicación son la panacea, es decir, la solución a todos los problemas, pero la realidad muestra que éstas tecnologías están supeditadas al contexto en el que se enmarcan.

Pero en torno a esta confusión, conseguimos sacar en claro que la tecnología sólo es un canal que facilita la transmisión de un mensaje. Esto se ejemplificó con el caso de las revueltas que están haciendo su aparición en los países árabes, y que muchas veces encuentra como principal culpable a la tecnología. Eso es incierto, pues la tecnología tan sólo es un elemento que facilita la actuación, no su responsable directa. Con esta idea pusimos fin a la clase del jueves, y dejamos pendiente para el viernes el debate sobre una serie de lecturas que rondan la idea de la democracia digital.

Ya el viernes nos dedicamos a la discusión sobre el artículo que hablaba del fundador de Wikileaks, Assange, que expresa sin tapujos su opinión sobre diversos asuntos.
Uno de ellos, fue una mordaz crítica a la actitud un tanto ‘pelota’ que en muchos casos los medios dispensan hacia los gobiernos. Este ilustre personaje también confiesa avergonzarse de la impotencia del periodismo actual, ya que cada vez les observa menor utilidad.

También en esta entrevista, Assange califica a los periódicos y a las televisiones como seleccionadores de contenidos tutelados, es decir, de alguna manera viene a explicar esa actitud de títeres o ‘peleles’ de los gobiernos. Esto queda patente cuando dice que “el entorno de los medios internacionales es tan malo y distorsionador que nos iría mejor si no hubiera ningún medio.
Además, se habla de la crítica que hay hacia su figura como líder destacado del asunto Wikileaks, algo que no sucede por ejemplo en otras organizaciones como Anonymous.

A continuación, nuestra compañera Ana Valiente, hizo su particular y enriquecedora aportación al comentar algunos detalles referentes a la personalidad jurídica de las empresas; algo que dio bastante que hablar.

Tras este interesante asunto, volvemos a la cuestión del jueves que hace referencia a la relación entre la ciudadanía y el poder. Rápidamente el profesor de Madariaga sacó a colación el concepto de la brecha digital.
Hablamos también de cómo la ciudadanía se sirve de los beneficios de las tecnologías para tener vida politica, es decir, para tener cierta notoriedad en el acontecer político.

Hubo tiempo también para hablar de la  breve pero directa nota de condena a la corrupción política liderada pro organizaciones como Actuable y Avaaz, y que hacen referencia a los casos concretos de Francisco Camps, del Partido Popular, y al de María José Lara, del Partido Socialista Obrero Español.

Por último, y como guinda para esta debatida sesión, el grupo de Ana Isabel Pascual nos deleitó con una ilustrativa presentación sobre el Wikiperiodismo. Como columna vertebral de su argumentación, escogieron el ideario de Juan Luis Cebrián, un hombre que conoce de primera mano la situación del periodismo actual. Surgieron interrogantes claves, como el hecho de si seremos finalmente sustituidos los periodistas en un futuro por algoritmos y ecuaciones matemáticas. El mismo Cebrián resuelve este tema alegando que los ciudadanos necesitan a alguien que les cuente la verdad y les desvele los secretos que el poder pretende ocultarles a los ciudadanos, y ahí es donde entra directamente la figura del periodista.

Tras esto, Josué Villalón lanzó como un dardo envenenado la idea permanente y cada vez mayor de lucha del periodista con el ciudadano por ejercer esta profesión de informar. Este tema es algo que ataca especialmente la sensibilidad de todos aquellos estudiantes de la doctrina periodística, algo que se puede observar en cualquier conferencia en la que se diga que Belén Esteban es, sin haber estudiado nada similar, una periodista igual o más cualificada que todos los que nos enrolamos en unos estudios que superan los cuatro años.

Os dejo, queridos lectores, un vídeo en el que entrevistan al propio Cebrián interrogándole sobre varias cuestiones que nos incumben a todos los interesados en participar algún día en la esfera mediática mundial.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: